¿Por qué sube y baja el precio de la luz?

 

 

Cuando sube el precio de la luz aparece en todas las portadas de los periódicos… Pero nadie te explica por qué sucede. En este post descubrirás de una manera muy sencilla por qué se producen estas fluctuaciones y cómo gestionarlas para ahorrar lo máximo posible en tu factura de la luz.

Empecemos por el principio, ¿por qué sube el precio de la luz?

El mercado libre y el mercado regulado

Para que te hagas una idea, en España se consume electricidad en dos tipos de mercados diferentes:

  • Mercado libre: Cuando se habla de mercado libre se refiere a cientos de tarifas para poder elegir. Pagarás lo que elijas en tu contrato y disfrutarás de precios estables.
  • Mercado regulado: En el caso del mercado regulado hay sola una tarifa con un precio que varía cada hora de cada día, según la oferta y la demanda.

¿Por qué suben los precios en los mercados regulados?

Cuando se habla de que ha subido el precio de la luz, se refiere a la subida del precio del KwH en el mercado regulado. Pero ¿por qué está ocurriendo esto? El precio del kWh en la tarifa regulada PVPC cambia según la oferta y la demanda de energía. 

Su coste se fija cada día en función del mercado mayorista (los que generan energía se la venden a los que la comercializan) y de una serie de componentes regulados por el Gobierno.

¿Cómo se calcula el precio de la luz en el mercado regulado?

La importancia de la demanda

Desde abril de 2014, los consumidores con una potencia contratada inferior a 10 kW empezaron a pagar cada kWh de consumo eléctrico según un sistema que tiene en cuenta la oferta y la demanda.

Al final es muy simple. Cuanta más electricidad se demanda, más cara sale. Por lo tanto, si la demanda disminuye, también baja el precio.

Los contadores digitales registran el consumo y las comercializadoras de referencia facturan cada hora de consumo al precio que tenía el kWh en ese momento. 

Lo habitual es que salga barato gastar electricidad de madrugada y que salga caro hacerlo cuando todo el mundo lo está haciendo (por ejemplo: a la hora de la cena). Esta es la importancia de la demanda.

La importancia de la oferta

Aunque la demanda desempeña un papel vital, la oferta también es muy importante.

En este caso, lo que marca la diferencia son las diferentes formas de generar la electricidad.

  • Energías renovable. Son las más baratas. Ya sea solar, eólica o hidráluca, los precios son sostenibles.
  • Energía térmica. Suelen ser las más caras y, por desgracia, todavía las más habituales.

La cuestión es que en función de cómo se relacionen los cambios en la demanda y los cambios en el precio, se llega a una determinada cantidad.

¿Cómo evitar las subidas del precio de la luz?

Como te puedes imaginar, en función del tipo de mercado que hayas elegido, las estrategias serán diferentes.

  • Si has optado por el mercado regulado, lo que más te conviene es concentrar su consumo de electricidad en las horas más baratas.
  • Si, por el contrario, has elegido el mercado libre, conocerás de antemano lo que pagarás todo el año. Por lo tanto, el precio no podrá subir.

La tarifa de la luz: todo lo que tienes que conocer

Para producir electricidad, son diferentes las fuentes que se utilizan, es lo que conocemos como el mix energético. Actualmente conformado por diversos tipos de energías como son la eólica, la solar fotovoltaica, la hidráulica, la nuclear o la de ciclo combinado, entre otros.

El precio de la luz ha llegado en los últimos años a máximos históricos y se ha convertido en un gran problema para la sociedad. Tanto es así, que la luz se situó por encima de los 650 euros/MWh el 8 de marzo de 2022, un máximo histórico que repercutió directamente en todos los sectores sociales. Durante este tiempo han sido muchas las empresas que han visto afectados sus procesos de producción por los grandes costes derivados del elevado precio de la luz.

Pero, ¿cuál era uno de los principales motivos? Entre otros, la escasez de gas que se originó a partir de la Guerra de Ucrania, hizo que el precio de generar electricidad se disparase. Para poner solución a esta problemática, el Gobierno de España y Portugal propusieran establecer un tope al precio del gas para abaratar el precio final del recibo de la electricidad. 

Y, junto a dicho tope, el incremento en el uso de las energías renovables como fuente para generar electricidad está consiguiendo estabilizar el coste de producir la energía.

Por tanto, ¿podríamos decir, una vez más, que las energías renovables son la solución al futuro?

DIRECCIÓN

Ctra. de Granada, 69
Centro de Negocios B&S Puertas de Lorca,
Local B13
30800 Lorca (Murcia)

EMAIL

[]


TELÉFONO

+34 623 264 523

SÍGUENOS